La videocreación presentada es un recurso propio que funciona como detonante en el futuro profesorado para que comprendan que la Educación Artística Contemporánea debe abandonar los territorios comunes y adentrarse en la experimentación. Se trata de una performance que aúna pensamiento, pintura, teatro y sobre todo cocina. La cocina es una excusa que permite explorar, expresar y plasmar lo que se hace y realiza durante el camino hacia la Obra Artística en mayúsculas. Es conocida la idea de que la cocina es un arte, es una experiencia renacentista, en ella se reconocen elementos artísticos relacionados con el mundo plástico y visual, y a su vez elementos naturales que finalmente aparecen en la representación. Todo esto nos conduce a reflexionar, discutir, dialogar, pensar sobre ese doble camino que lleva la alta cocina entre lo meramente gastronómico y una actitud artística propia de una vanguardia. ¿A veces no construyen platos como si fuesen una pieza pictórica o escultórica? Pues empecemos a "comer" en las paredes y volvamos a ocupar esos espacios que se habían quedado vacíos.