EL ARTE COMO FORMATO en la docencia universitaria I Noelia Antúnez del Cerro

Cuando después de 15 años introduciendo la metáfora, la acción, el extrañamiento… como medio para transmitir contenidos, ideas o experiencias a los estudiantes y del hecho de que esto les siga sorprendiendo, se es consciente de que quizás lo que pudiera ser normal u obvio no lo es tanto. Esto, que muchos podrían considerar extraño o fuera de la norma en otros contextos (Marta García Cano reflexiona sobre ello en varios textos desde su experiencia como profesora en la Facultad de Educación de la UCM), parece que no debería serlo tanto en una facultad de Bellas Artes, pero también lo es. Como respuesta a esta situación, y en la línea Acaso y Megías y su visión de la educación como producción cultural (y artística) o con la premisa de Daichendt de que el docente de arte tiene que ser artista, durante estos años se ha buscado convertir el aula en un espacio de reflexión sobre las relaciones entre poder y saber, la búsqueda de la identidad como docente, el protagonismo del estudiante o el uso de metodologías activas, tanto para el alumnado como para la propia docente, utilizando, dentro de lo posible, el lenguaje artístico como lenguaje común y necesario para construir y transmitir conocimiento en una facultad de Bellas Artes. En esta comunicación se ahondará en algunas relaciones entre arte y educación surgidas en un aula en el que se habla de educación y arte en una facultad de Bellas Artes. Para ello se partirá de realidades como que, a pesar de que muchos de los alumnos que realizan el grado en Bellas Artes van a dedicarse a la docencia en algún momento de sus vidas, es común que consideren la enseñanza como un segundo plato al que sólo prestar atención si la primera opción (vivir de su trayectoria como artistas) no funciona, lo que hace que las asignaturas de este área puedan ser consideradas como “marías”. También se hablará de la posibilidad de que esta minusvaloración se deba, en parte, a que los estudiantes aún asocian el área de educación artística con el realizar talleres de manualidades con niños, y pocos piensan en la educación en otros ámbitos o con otros públicos, y mucho menos en la educación como parte de la práctica artística. Después se expondrán ejemplos del uso del lenguaje y estrategias artísticas en diferentes asignaturas a lo largo de la trayectoria de la docente, como las performance de presentación de asignatura, el modo de medir el tiempo en clase o los exámenes que devienen en concursos de televisión, como vehículo para trasladar a las estudiantes algunos de los posibles puentes entre arte y educación.

ENLACE A VIMEO: https://vimeo.com/431045485/478e0c2d02